La sala verde

La chambre verte

Escogimos cada planta con el fin de declinar uno de los matices de este claroscuro infinito desde el verde casi negro hasta el verde más suave pasando por el blanco-verde y el verde-amarillo. Sin olvidar los diferentes juegos de luz en los follajes relucientes y los follajes mates, en las hojas redondas o las hojas largas.
La naturaleza es un milagro permanente que nunca deja de encantarnos.